7 aceites esenciales que necesitas enseguida

Es cierto, las cosas buenas llegan a aquellos que esperan. Y si bien reconocemos que la paciencia es una virtud, a veces toma toda una eternidad. Si has estado esperando para conocer más acerca de los aceites como Manuka y Palmarosa, ¡tu paciencia ha sido recompensada!

Hoy se acaba la espera. Te presentaremos aceites esenciales con una lista impresionante de beneficios. No te sorprendas si te encuentras agregando cada aceite a tu orden mensual.

Sin más preámbulos, aquí están los siete aceites esenciales que necesitas incorporar a tu collecion enseguida.



Aceite esencial de Manuka

Por qué lo necesitas:

El aceite esencial de Manuka es un especialista para el cuidado de la piel. Con su fragancia cálida y suave, Manuka está aquí para cuando estes buscando combatir las imperfecciones.

Cómo usarlo:

  • Disfruta de una inmersión para una piel suave. Combina 4 gotas de Manuka con 2 cucharadas de Complejo de Aceite Vegetal V-6 y agrégalo a tu baño.
  • Recurre el brillo. Agrega una gota a tu humectante de día y de noche y despierta con una piel de aspecto más luminoso.
  • Suaviza y limpia tu piel agregando Manuka a tu rutina de cuidado. Agrega 1 gota de Manuka a 4 gotas de tu suero facial favorito y aplícalo con una bolita de algodón.

Aceite esencial de Palmarosa

Por qué lo necesitas:

Palmarosa es una gema del jardín. Su esencia captura ese aroma herbal y a la vez floral de un jardín floreciente. Palmarosa combina bien con aceites florales y herbáceos como Amaro, Geranio y Helicriso.

Cómo usarlo:

  • Da a tu reunión al aire libre un poco de sabor a aceite esencial. Difunde Palmarosa con Citronela durante tus asados.
  • ¡Sirve como sustituto en un abrir y cerrar de ojos! Si una mezcla para difusor solicita aceite esencial de Rosa y no lo tienes, recurre a Palmarosa en su lugar.
  • Vuélvete a llenar de energía después de una día extenuante. Difunde el aceite de Palmarosa con Menta antes de una gran reunión, en medio de un viaje compartido, o después de una sesión de estudio para obtener un energizante aromático natural.

Aceite esencial de Yerbabuena

Por qué lo necesitas:

El aceite esencial de Yerbabuena es un amigo súper fresco, que te brindará fuerza y que ademas desvanecerá los malos olores de raíz.

Cómo usarlo:

  • Deshazte de los olores rancios difundiendo aceite esencial de Yerbabuena con Eucalipto Radiata en tu cocina y en las áreas del comedor.
  • Refresca tus habitaciones. Coloca algunas gotas en tus filtros de aire cuando los cambies para inundar todo tu hogar con el aroma alegre y estimulante de la Yerbabuena.
  • Refresca tu armario de linos. Agrega 3 gotas de Yerbabuena a una bolita de algodón y colócala fuera de la vista.

Aceite esencial de Cardamomo

Por qué lo necesitas:

El aceite esencial de Cardamomo es un maestro de los masajes. Miembro de la familia del Jengibre, el Cardamomo tiene un aroma acogedor y especiado. Sin importar si decides usarlo solo o combinado con otros aceites que nos encantan para contener los músculos tensos, el Cardamomo es un imprescindible para tener en tu hogar.

Cómo usarlos:

  • Evita un coma alimenticio. Dilúyelo con un aceite portador y frótalo en tu estómago después de una gran comida. Para comodidad adicional, agrega Menta o DiGize mientras mesajeas.
  • Cuida tus pies con un masaje consentidor agregando una o dos gotas de Cardamomo a tu crema de pies favorita. Finaliza los mimos con un buen libro, una manta suave y una bebida caliente.
  • Combina Cardamomo con Raven y V-6 y frótalo suavemente en tu cuello y hombros después de un largo día.

Aceite esencial de Palo Santo

Por qué lo necesitas:

Palo Santo es un gurú que conecta tu energía a la tierra. Muy a menudo se usa en la medicatación, esta fragancia edificante te permitirá recuperar el balance y la concentración. ¿Necesitas encender tu modo Zen? ¡Recurre a la botella de Palo Santo!

Cómo usarlo:

  • Inhala. Cierra tus ojos, sostén la botella cerca de tu nariz y respira la fragancia balsámica y amaderada.
  • Descubre tu niño floral interior. Difunde Palo Santo con Pachulí y Lavanda.
  • Limpia el aire. Combina 10 gotas de Palo Santo con 8 onzas de agua en una botella en spray. Rocíalo en el baño o por toda tu casa creando una atmósfera de limpieza.

Aceite esencial de Manzanilla Alemana

Por qué lo necesitas:

El aceite esencial de Manzanilla Alemana es sinónimo de tranquilidad, así que no es de sorprenderse que el aroma calmante de este aceite te ayude a crear sentimientos de paz y paciencia. ¿Prefieres algo más frutal? Prueba Manzanilla Romana, el primo dulce con una fragancia similar a manzana.

Cómo usarlo:

  • Acumula tu calma. Aplica a tu pecho o sientes, aspíralo profundamente.
  • Date un tiempo para disfrutar de una relajación máxima. Agrega Manzanilla Romana a tu aceite para masaje y experimienta la mejor sensación.
  • Alivia tu alma. Difunde un poco de Manzanilla Romana con Lavanda y Mandarina cuando desees crear un ambiente de calma y confort.

Aceite esencial de Clavo

Por qué lo necesitas:

¿Necesitas más ayuda en la casa? No busques más, recurre a Clavo. Este aceite esencial es un verdadero ayudante de limpieza y uno de los principales ingredientes en nuestra mezcla Thieves y en el Limpiador Doméstico Thieves.

Cómo usarlo:

  • Prepara tus superficies. Elabora un limpiador casero con 1 taza de agua, 1/2 taza de vinagre de sidra de manzana y 10 gotas de Clavo. Rocía antes de limpiar las paredes, picaportes y encimeras.
  • Da a tus invitados una bienvenida acogedora. Difunde Naranja y Limón para disfrutar de una aroma suave y cítrico que dice, “Quédate un poco más.”
  • Vierte algunas gotas en tu basurero o agrégalo a tu jabón para lavar la ropa para difundir el aroma especiado por todo tu hogar.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *