Aceites Esenciales, las gracias de la aromaterapia

Los aceites esenciales son el extracto más puro que puede dar cualquier sustancia vegetal. Los adeptos a estos oleos están de acuerdo en que sus usos son subestimados por muchos, ya que tienen propiedades que ayudan a sanar enfermedades físicas y son constantemente utilizados por sus efectos tranquilizantes, la técnica de utilizarlos y prepararlos es conocido como aromaterapia.

La pureza de los aceites esenciales es lo que ha animado cada vez a tratar síntomas de algunas enfermedades. Gracias a sus compuestos naturales, pueden ser antiinflamatorios, antibióticos, tranquilizantes, antisépticos y ayudan a la regeneración celular.

Durante miles de años, antes de los descubrimientos de la era moderna, como la penicilina, la anestesia o las vacunas, las civilizaciones descubrieron que las plantas tenían grandes propiedades que servían efectivamente para tratar enfermedades; la medicina moderna está cimentada en la experimentación que había en la antigüedad. Aunque es cierto que los padecimientos que existían hace 3,000 años no son los mismos que hay ahora, los vegetales son básicos para un primer acercamiento a la enfermedad.

Aplicación y usos de los aceites esenciales

Tipos de acercamientos para el cuerpo humano:

  • Difusor aromático
  • Tópico (directamente en la piel)
  • Uso interno

La concentración de estas sustancias muchas veces puede tener un efecto negativo para la salud, por lo que al aplicarlo o ingerirlo, se debe ser cuidadoso de seguir los procedimientos adecuados. De forma tópica, lo ideal será diluir los concentrados con líquidos como crema neutra o aceite de coco para una mejor absorción.

Los aceites esenciales también pueden ser utilizados como condimentos para ciertas comidas o como auxiliares para la pérdida de peso, sus usos son muy variados.

Para desarrollar sus efectos tranquilizantes, es ideal utilizar un difusor con agua pura para dormir o si se desea para meditar.

Para el uso tópico, lo más recomendado es que se acompañe su aplicación con masajes relajantes, ya sea en la espalda, manos, planta de los pies o vientre. Cada esencia tiene un lugar de aplicación recomendado y propiedades únicas para aliviar malestares.

Aceites esenciales y aromaterapia

La aromateriapia es una rama de la medicina alternativa que sirve como auxiliar en algunos de los problemas más sucintados en los cuerpos humanos. Aunque el uso de los aceites esenciales no se limita al tratamiento alterno de enfermedades, es uno de sus principales usos.

Este tratamiento no es únicamente realizado en estado gaseoso (por medio de difusores), pues es aún más efectivo si se aplica directamente en la piel. Hay centros completamente especializados en la técnica de usar los oleos para liberar tensión, mejorar la salud emocional y colaborar con un correcto uso de la energía del cuerpo.

El estado de relajación que se alcanza en las sesiones, es una cura recomendada para el estrés de las grandes ciudades y el tráfico que hay en ellas.

El uso de los aceites esenciales incluye la cosmética, la gastronomía, el cuidado preventivo de enfermedades, la aromaterapia, el cuidado de heridas, la limpieza en el hogar, propiedades afrodisíacas, entre otras. El proceso químico que se sigue es lo que ha asegurado que las propiedades de la planta son extraídas en un 100%.